Decálogo del Buen Católico

Para SER BUEN CATOLICO lo que tienes que hacer es:

1. ESTUDIAR LA BIBLIA 10 minutos diarios (Josué 1, 8). Con ella y leyendo buenos libros cristianos cultiva tu personalidad. Así te instruirás cada día más en la Palabra de Dios y no estarás a merced de las sectas (2 Timoteo 3,16-17).

2. ORAR TODOS LOS DIAS A DIOS 15 MINUTOS. Alábale y dale gracias (1 Tes 5,17-18). Y pídele por tus necesidades con fe. (Mateo 6,6; Santiago 1,5-8; Marcos 11,22-24). También implora la ayuda maternal de la Virgen María.

3. CONFESAR TUS PECADOS al menos una vez por mes para limpiar y sanar tu alma (1 Juan 1,9; Salmo 32,1-3).

4. PARTICIPAR semanalmente de la Santa Misa dominical y recibir a Cristo en la Santa Comunión (Juan 6,53-56).

5. SANTIFICAR la vida de tu familia . Para ello mejora primero tu propia conducta hacia los tuyos (Efesios 5,21-32). Cumple tus responsabilidades y reforma tu conducta según el ejemplo de Jesucristo y de sus mejores discípulos que fueron los santos (1 Timoteo 5,8; 1 Juan 2,6).

6. AYUDAR a tu prójimo con amor cuando lo veas en necesidad. Brinda tu apoyo con generosidad, bondad y respeto (Gálatas 6,1-2; 1 Corintios 13,4-7). Armoniza sabiamente la ayuda material y la ayuda espiritual.

7. DEFENDER con valentía los principios cristianos cuando sean atacados o ridiculizados por la sociedad. No devuelvas los ataques, sino señala los males que se originan por vivir dejándolos de lado. Y resalta lo mejor que sería la vida si los cumpliéramos (Hechos 5,28-29; 1 Pedro 3,15)

8. ENSEÑAR con la Biblia el mensaje de Cristo a quien no la conoce (1 Timoteo 4,6). Haz lo que está a tu alcance para combatir la ignorancia espiritual de los católicos (Ezequiel 3,17-18). Participa en la catequesis de tu parroquia.

9. ASOCIARTE y participar con regularidad en una comunidad cristiana parroquial (Hebreos 10,25; Hechos 2,46-47). Promueve en ella el estudio de la Palabra de Dios.

10. DAR UN BUEN TESTIMONIO DE VIDA CATOLICA. En todo momento y lugar actúa cristianamente. Con la fuerza de Cristo resiste al pecado y procede rectamente. Viendo tu ejemplo la gente buscará a Dios (Mateo 5,13-16).

Fuente.

Deja un comentario